Muere Vincent Lambert, el tetrapléjico erigido en símbolo de la lucha por el derecho a una muerte digna en Francia


Los médicos que le trataban iniciaron el protocolo de retirada de alimentación e hidratación artificiales hace 9 días. El paciente estaba en estado vegetativo desde 2008.

Francia. RT ACTUALIDAD- El tetrapléjico francés Vincent Lambert, cuyo caso ha reabierto en Francia el debate sobre el derecho a una muerte digna, ha fallecido este jueves, tras más de una década en estado vegetativo a raíz de un accidente sufrido en 2008. Su deceso ha tenido lugar nueve días después de que los médicos que le trataban en el Hospital de Sebastopol de Reims (Francia) iniciaran un protocolo de retirada de alimentación e hidratación artificiales.

Tras años de intensas batallas judiciales, los propios progenitores de Vincent – que en su momento presentaron el caso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo,y a un comité de la ONU– expresaron el pasado lunes en un comunicado, al que tuvo acceso la Agencia EFE, que renunciaban a presentar más recursos para mantener a su hijo con vida. “Su muerte es inevitable. Le ha sido impuesta tanto a él como a nosotros. Aunque no la aceptamos, solo podemos resignarnos”, indicaron.

Rachel Lambert, esposa de Vincent, antes de una audiencia en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos en Estrasburgo, Francia, el 7 de enero de 2015 / Vincent Kessler / Reuters El pasado mes de mayo, sin embargo, aún mantenían su lucha, y llegaron a remitir una carta al presidente francés, Emmanuel Macron, pidiéndole ayuda. El mandatario admitió en su cuenta oficial de Facebook estar “profundamente conmovido” por la situación de Vincent, pero “como Presidente de la República” declaró que no dependía de él “suspender una decisión que es el juicio de sus médicos y que está de acuerdo con las leyes”.

El personal del hospital inició el lunes, en medio aún de una fuerte polémica, el protocolo para poner fin a la vida de Vincent Lambert, de 42 años.

La nutrición e hidratación artificial que mantenían con vida al paciente se fueron deteniendo de manera gradual, a la vez que se aplicaba una sedación profunda y continua hasta la muerte, con el ansiolítico midazolam por vía intravenosa.

Falta por saber si los padres de Vincent seguirán adelante con la denuncia por homicidio que interpusieron contra el médico responsable de ordenar el fin del tratamiento.



FUENTETÉRMINOS DE USO Y POLÍTICA DE PRIVACIDAD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: